19 de enero de 2018

Pueblos originarios

Moira Millán: “Van a ir contra todo el que piense diferente”

El ministerio de Seguridad hizo público un informe sobre una supuesta célula terrorista que, aseguran, constituye la RAM en la Patagonia. Las definiciones que los textos aportan son insólitas: Moira Millán, por ejemplo, es integrante de la Marcha de Mujeres Originarias por el Buen Vivir, una organización que tiene alcance nacional, pero figura como vocera de la RAM. Lo mismo sucede con otros activistas políticos de todo tipo. En el programa Tengo Una Idea, Carlos Morchio y Graciela Carballo dialogaron con la militante sobre este informe y la situación política en la Patagonia. Por La Retaguardia


“Lo que está sucediendo es gravísimo. Hay un racismo y un segregacionismo político enquistados en el poder y esto responde a los intereses de las corporaciones internacionales que operan en nuestro territorio. La represión es selectiva. No solamente arremeten contra las comunidades mapuches en conjunto sino también contra todos los sectores sociales disidentes. En la Patagonia, contra todas las organizaciones de base que apoyan al pueblo mapuche y se involucran en la lucha contra la megaminería, las represas, el fracking”, consideró Millán. “Lo de una supuesta célula terrorista es una invención de la SIDE, de los servicios de inteligencia, es para justificar la aplicación de la ley antiterrorista y para arremeter contra todo aquel que disienta con las políticas que se están llevando adelante”, planteó.

Sobre los sectores señalados, la activista mapuche expresó: “La izquierda, el anarquismo, los mapuches, se trata de un bloque que puede llegar a generarle al gobierno alguna incomodidad en la gobernabilidad pro trasnacionales y corporaciones que quieren llevar adelante. Necesitan neutralizar a la oposición, deslegitimar esas voces y nos difaman de esta manera. La nación mapuche es una sola, para nosotros no existe la frontera chileno argentina. Son fronteras que llegaron con los Estado Nación recientemente pero nuestra nación lleva 14 mil años de existencia en este territorio”, sentenció Millán. “Las comunidades en Chile han logrado avanzar mucho contra las corporaciones forestales que han devastado el bosque chileno. Es una lucha asimétrica, desigual, que arroja cantidad de muertos, todos del lado del pueblo mapuche. Además de la cantidad de presos políticos y encausados que son centenares. Ese escenario represivo viene para acá porque muchas mega empresas, al ver que la posición mapuche no da tregua a sus proyectos extractivistas, deciden venir a un escenario de mayores garantías”, explicó.

“Hablo de garantías para la devastación, para la contaminación, para la destrucción de la vida. Este gobierno promete esas garantías barriendo a las comunidades y atropellando nuestros derechos”, advirtió.

La militante habló sobre la causa del asesinato de Rafael Nahuel por parte de la Prefectura: “Hasta donde tengo entendido, la justicia se está manejando muy mal. No está permitiendo un peritaje neutral o veraz, debería pagarlo la familia pero es extremadamente pobre, tiene una precariedad y vulnerabilidad social tremenda”.
“Creo que vienen por nosotros. Estoy pensando seriamente qué medidas tomar sobre mi vida y la de mi familia. Buscan la legitimación social para cometer los crímenes que cometen en nombre de la justicia valiéndose del poder. Parece un despotismo democrático. Y digo ‘democrático’ irónicamente. Tratan de imponer sus decisiones políticas que no les pertenecen, son de la CIA, de los poderes norteamericanos que quieren saquear con la megaminería”, denunció. Para Millán, “lo que más le importa a este gobierno es terminar con la unidad de los pueblos porque el pueblo mapuche ha tenido la capacidad de ensamblarse con la gente de la Patagonia para oponerse a la megaminería, a la planta nuclear. Hemos logrado vencer las embestidas de las corporaciones y éstas presionan sobre el gobierno. Estamos viendo cómo se configura una invasión solapada, silenciosa del sionismo en la Patagonia, particularmente en Chubut”, reveló. “En este momento es increíble la cantidad de soldados israelitas que están vacacionando, entre comillas, en nuestro territorio. Mientras, enviaron a efectivos del Ejército y Gendarmería a formarse a Israel. Han marcado con mucha claridad cuáles son los intereses bilaterales”, consideró Millán.

“Pablo Duran, ministro de Gobierno de la provincia de Chubut, era funcionario del gobierno kirchnerista. A veces se cree que nuestra lucha contra Macri, y en realidad es contra un modelo de Estado que no ha cesado de perseguirnos y de violar nuestros derechos fundamentales. Los sucesivos gobiernos se han encargado de generar un reduccionismo territorial importante y vulnerar nuestros derechos. Este gobierno no llega después de que estuviéramos en el paraíso y la panacea de los derechos”, aclaró la referente. “Este escenario es posible porque hubo un trabajo para que así sucediera. Pablo Duran era secretario de Gobierno del municipio de Esquel, kirchnerista, y me conoce perfectamente. Siempre tuvimos una contraposición de ideales porque él va detrás del dinero y el oportunismo político. A mí me causa mucha repulsión esa mentira que ellos acuerdan e instituyen como verdad a través de los medios de comunicación cuando nos conocen perfectamente”, explicó. “Endilgarme a mí la vocería de la RAM cuando uno se mete en las redes sociales y encuentra que yo todo el tiempo reivindico mi participación en la Marcha de Mujeres Originarias por el Buen Vivir, de la cual soy fundadora, ideóloga y coordinadora. Hablo de un espacio plurinacional de mujeres originarias de todo el país. Ellos disponen de mucho dinero, ¿cómo no van a saber eso?”, interrogó Millán.

“Estamos sumamente preocupados por nuestra seguridad física y jurídica. En octubre recibí amenazas de muerte por parte de la Policía. También torturaron y asesinaron una zorra y la pusieron en la puerta de mi casa. Ahora sale la Ministra a ponernos a un montón de organizaciones, activistas mapuches y comunidades, organizaciones de base, hasta sacerdotes católicos, en una lista preocupante”, aseveró. “Estamos en la antesala de una dictadura disfrazada de democracia. Hablan de que van a desarmar esta célula y todos los que mencionan podemos quedar detenidos sin ningún tipo de causa. Es un laboratorio de terror absurdo. Van a ir contra los sindicalistas, los periodistas y todo aquel que piense diferente”, insistió Millán.




¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: tu contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién eres?
Tu mensaje
  • Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.